Acabel 4 mg comprimidos recubiertos

2 comentarios
Principios activos: Lornoxicam
Fuente del texto y de las imágenes: Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS)

ACABEL 4 mg comprimidos recubiertos con película
Lornoxicam

Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar el medicamento

  • Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.
  • Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.
  • Este medicamento se le ha recetado a usted y no debe dárselo a otras personas, aunque tengan los mismos síntomas, ya que puede perjudicarles.
  • Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.

Contenido del prospecto:

  1. Qué es Acabel 4 mg comprimidos y para qué se utiliza
  2. Antes de tomar Acabel 4 mg comprimidos
  3. Cómo tomar Acabel 4 mg comprimidos
  4. Posibles efectos adversos
  5. Conservación de Acabel 4 mg comprimidos
  6. Información adicional

1. QUÉ ES ACABEL 4 mg comprimidos Y PARA QUÉ SE UTILIZA

Acabel es un medicamento antiinflamatorio y antirreumático no esteroideo (AINE) de tipo oxicam. Está indicado para el alivio a corto plazo del dolor agudo de leve a moderado y el alivio sintomático del dolor y la inflamación en la artritis reumatoide y la osteoartritis.

2. ANTES DE TOMAR ACABEL 4 mg comprimidos:

No tome Acabel

  • Si es alérgico (hipersensible) a lornoxicam o a cualquiera de los demás componentes de Acabel 4 mg comprimidos recubiertos.
  • Si padece trombocitopenia
  • Si es hipersensible a otros AINEs, incluido el ácido acetilsalicílico
  • Si padece insuficiencia cardiaca aguda
  • Si padece hemorragia gastrointestinal, cerebrovascular u otro tipo de hemorragias
  • Si tiene un historial de perforación o hemorragia gastrointestinal en relación con tratamientos anteriores a base de AINEs
  • Si padece úlcera péptica recurrente activa o previa
  • Si padece insuficiencia hepática aguda
  • Si padece insuficiencia renal aguda
  • Si está en los últimos tres meses del embarazo

Tenga especial cuidado con Acabel

  • Si padece disfunción renal
  • Si tiene un historial de hipertensión y/o insuficiencia cardiaca, como retención de líquidos y edema
  • Si padece colitis ulcerosa o enfermedad de Crohn
  • Si tiene un historial de tendencia a hemorragias

Si padece trastornos de coagulación de la sangre, disfunción hepática (como por ejemplo, cirrosis hepática) es de edad avanzada o se le va a tratar con Acabel durante más de 3 meses, puede que su médico le haga análisis de laboratorio con cierta frecuencia para controlarle.

Si le van a tratar con heparina o tacrolimus junto con Acabel, informe a su médico de los medicamentos que está tomando en la actualidad.

Acabel no debe utilizarse junto con otros AINEs, como ácido acetilsalicílico, ibuprofeno e inhibidores de COX-2. Consulte a su médico o farmacéutico si tiene dudas.

Si nota síntomas abdominales inusuales, como hemorragia abdominal, reacciones cutáneas como erupciones, lesiones mucosas u otros indicios de hipersensibilidad, deje de tomar Acabel y póngase en contacto con su médico de inmediato.

Los medicamentos como Acabel pueden asociarse a un pequeño aumento del riesgo de ataque cardíaco ("infarto de miocardio") o apoplejía. En casos de dosis altas y tratamiento prolongado, la probabilidad de riesgo es mayor. No exceda la dosis recomendada ni la duración del tratamiento.

Si tiene problemas cardíacos, ha tenido ataques de apoplejía anteriormente o cree que puede sufrir dichas patologías (por ejemplo, si tiene la presión sanguínea alta, diabetes, colesterol alto o fuma), debe hablar con su médico o farmacéutico acerca del tratamiento.

Se aconseja evitar el uso de Acabel durante la varicela.

Uso de otros medicamentos
Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando o ha utilizado recientemente otros medicamentos, incluso los adquiridos sin receta.

Acabel puede interferir con otros medicamentos.
Se debe tener especial cuidado si se está tomando cualquiera de las sustancias siguientes:

  • Cimetidina
  • Anticoagulantes como heparina o fenprocumon
  • Corticoesteroides
  • Metotrexato
  • Litio
  • Agentes inmunosupresivos, como ciclosporina, tacrolimus
  • Medicamentos para el corazón, como digoxina, inhibidores ECA, bloqueadores beta adrenérgicos
  • Diuréticos
  • Antibióticos quinolónicos
  • Agentes antiplaquetarios
  • AINEs como ibuprofeno, ácido acetilsalicílico
  • ISRS
  • Sulfonilureas
  • Inductores e inhibidores de las isoenzimas CYP2C9

Toma de Acabel con los alimentos y bebidas
Los comprimidos recubiertos de Acabel están indicados para la administración por vía oral y deben ingerirse antes de las comidas acompañados de líquido en cantidad suficiente.

La ingesta conjunta de alimentos puede reducir la captación del medicamento.

Embarazo y lactancia
Consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar cualquier medicamento.
Acabel no debe tomarse durante los seis primeros meses de embarazo ni la lactancia. No debe tomar Acabel durante los últimos tres meses de embarazo.

El uso de Acabel puede afectar a la fertilidad y no se recomienda en mujeres mientras intentan concebir.
En las mujeres que tienen dificultades para concebir o que están llevando a cabo un estudio de infertilidad, debe considerarse la suspensión del tratamiento con Acabel.

Conducción y uso de máquinas
Acabel no influye, o sólo mínimamente, en la capacidad para conducir y utilizar máquinas.

Información importante sobre algunos de los componentes de Acabel 4 mg comprimidos
Este medicamento contiene lactosa monohidrato. Si su médico le ha indicado que padece una intolerancia a ciertos azúcares, consulte con él antes de tomar este medicamento.

3. CÓMO TOMAR ACABEL 4 mg comprimidos

Siga exactamente las instrucciones de administración de Acabel indicadas por su médico. Consulte a su médico o farmacéutico si tiene dudas.
Adultos: la dosis habitual es de 8-16 mg diarios divididos en 2 ó 3 dosis. La dosis máxima diaria recomendada es de 16 mg.

Los comprimidos de Acabel deben tragarse con líquido en cantidad suficiente. Los comprimidos deben tomarse antes de las comidas.

Acabel no está recomendado para su uso en niños y adolescentes menores de edad debido a la ausencia de datos.

Si toma más Acabel 4 mg comprimidos del que debiera
Póngase en contacto con su médico o farmacéutico si ha tomado más Acabel del que se le ha prescrito.

En caso de sobredosis, pueden presentarse los síntomas siguientes: náuseas, vómitos, síntomas cerebrales (mareo, visión borrosa).

En caso de sobredosis o ingestión accidental también puede consultar al Servicio de Información Toxicológica, teléfono 91 562 04 20. Lleve este prospecto con usted.

Si olvidó tomar Acabel 4 mg comprimidos
No tome una dosis doble para compensar las dosis olvidadas.
Si tiene alguna duda sobre cómo usar este medicamento, consulte a su médico o farmacéutico.

4. POSIBLES EFECTOS ADVERSOS

Al igual que todos los medicamentos, Acabel puede producir efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran.
Los medicamentos como Acabel pueden asociarse a un pequeño aumento del riesgo de ataque cardiaco o apoplejía.

Si empieza a notar alguno de los efectos adversos siguientes, deje de tomar Acabel y póngase en contacto con su médico de inmediato o acuda al servicio de urgencias del hospital más próximo:

  • Dificultad para respirar, dolor de pecho, hinchazón de tobillos, o si aparece empeoramiento de la hinchazón de tobillos
  • Dolor de estómago severo o continuo o deposiciones negras
  • Coloración amarillenta de la piel y ojos (ictericia), estos son signos de problemas de hígado
  • Una reacción alérgica, que puede incluir problemas de la piel, tales como úlceras, ampollas o hinchazón de la cara, labios, lengua o garganta que pueden causar dificultad en la respiración
  • Fiebre, erupción ampollosa o inflamación especialmente en manos y pies o en el área de la boca (Síndrome de Stevens-Johnson)
  • Excepcionalmente, infecciones graves de la piel en caso de varicela

Efectos adversos conocidos incluyen:

  • Frecuentes (menos de 1 de cada 10 pacientes tratados, pero más de 1 de cada 100)

Dolor de cabeza leve y pasajero, mareo, náuseas, dolor abdominal, dispepsia, diarrea, vómitos.

  • Poco frecuentes (menos de 1 de cada 100 pacientes tratados, pero más de 1 de cada 1.000)

Pérdida de peso (anorexia), incapacidad para dormir, depresión, secreción ocular (conjuntivitis), sensación de mareo, zumbidos en el oído (acúfenos), insuficiencia cardíaca, palpitaciones, frecuencia cardiaca rápida, sensación de enrojecimiento, estreñimiento, exceso de gases (flatulencia), eructos, sequedad de boca, gastritis, úlcera gástrica, dolor abdominal superior, úlcera duodenal, úlcera bucal, incremento en las pruebas de la función hepática (definidas por análisis de sangre), erupción, picazón, exceso de sudoración, erupción cutánea (eritematosa), urticaria, pérdida de pelo, artralgia, malestar general, hinchazón de la cara (edema facial), cambios de peso, edema, alergia (rinitis).

  • Raros (menos de 1 de cada 1.000 pacientes tratados, pero más de 1 de cada 10.000)

Garganta irritada, anemia, reducción en el recuento de células sanguíneas (trombocitopenia y leucopenia), hipersensibilidad, confusión, nerviosismo, agitación, sensación de sueño (somnolencia), parestesia (sensación de hormigueo), alteración del sentido del gusto, temblor, migraña, visión borrosa, hipertensión, acaloramiento, hemorragia, hematoma (morado), dificultad para respirar (disnea), tos, deposiciones negras y viscosas, vómitos de sangre, inflamación en la boca, esofagitis, reflujo gastroesofágico, dificultad para tragar, estomatitis aftosa (úlceras bucales), inflamación de la lengua, función hepática anómala, afecciones de la piel, dolor óseo, calambres musculares, dolor muscular, necesidad de miccionar durante la noche, problemas urinarios, debilidad, hemorragia prolongada, sarpullido, broncoespasmo, incremento de los niveles de creatinina y nitrógeno ureico en sangre, úlcera péptica perforada.

  • Muy raros (menos de 1 de cada 10.000 pacientes tratados)

Lesión hepática, hematoma leve, edema, trastorno grave de la piel (síndrome de Stevens-Johnson, necrólisis epidérmica tóxica).

Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.

5. CONSERVACIÓN DE ACABEL 4 mg comprimidos

Mantener fuera del alcance y de la vista de los niños.
No conservar a temperatura superior a 30 ªC.

No utilice Acabel después de la fecha de caducidad que aparece en el envase. La fecha de caducidad es el último día del mes que se indica.

Los medicamentos no se deben tirar por los desagües ni a la basura. Pregunte a su farmacéutico como deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma ayudará a proteger el medio ambiente.

6. INFORMACIÓN ADICIONAL

Composición de ACABEL 4 mg comprimidos recubiertos con película

  • El principio activo es lornoxicam.
  • Un comprimido recubierto contiene 4 mg de lornoxicam
  • Los demás componentes son:
    • Núcleo: lactosa monohidrato, celulosa microcristalina, povidona, croscarmelosa sódica, estearato de magnesio
    • Recubrimiento: macrogol, dióxido de titanio (E171), talco, hipromelosa

Aspecto del producto y contenido del envase
Los comprimidos recubiertos con película de 4 mg de Acabel son comprimidos oblongos, de color blanco a amarillento, que llevan impreso "L04".

Acabel 4 mg se distribuye en envases que contienen 10, 20, 30, 50, 100 y 250 comprimidos recubiertos con película. Puede que solamente estén comercializados algunos tamaños de envase.

Titular de la Autorización de Comercialización y responsable de la fabricación

Titular
Grünenthal Pharma, S.A.
Doctor Zamenhof, 36 - 28027 Madrid

Fabricante
NYCOMED ORANIEMBURG GmbH
Lehnitzstrasse 70-98
D-16515, Oranienburg
Alemania

Este prospecto ha sido aprobado en febrero de 2010

Información importante acerca de los comentarios

La finalidad de este sitio web es la de poner a disposición de todos los usuarios la consulta de los prospectos de los medicamentos y la de intercambiar experiencias, pero no es la de emitir dictámenes médicos, que deben ser realizados por profesionales de la salud. Es por ello que te recomendamos que hagas caso omiso a los posibles consejos médicos que puedas recibir de otros usuarios, ya que pueden inducir a la automedicación, con el peligro que eso conlleva, además de proceder generalmente de personal no calificado. En caso de tener una dolencia o una duda de carácter médico, acude a tu farmacéutico o a tu médico de cabecera.

Los moderadores se reservan el derecho de eliminar cualquier comentario que pueda ser ofensivo o que esté relacionado con la compraventa de medicamentos, así como cualquier otro que consideren inapropiado..

Comentarios

  1. Anónimo dice:
    21 de diciembre de 2011, 4:09:35

    Donde podre conseguir acabel en ampollas, es de caracter urgente. estoy en caracas, venezuela.

  2. Anónimo dice:
    20 de marzo de 2014, 3:08:33

    Buenas noches, tengo lumbagos frecuentemente por causa de una escoliosis .... Podría tomar éste medicamento?

    Muchas gracias

Envía tu comentario

↑ Ir al principio

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más detalles